Días de viento

Imagen

Siempre la Naturaleza nos habla y nos muestra su inmensa belleza, con un amanecer, con una flor nueva, con el trino de un pájaro, con el ruido del mar, mojándonos con la lluvia o envolviéndonos con el calor del Sol, pero es en los días de viento como hoy cuando nos toca, cuando nos acaricia la piel, juega con nuestro cabello, nos entra por los ojos haciendo que los abramos y cerremos como para saludarla, nos mueve la ropa y los sentidos y, muchas veces, el alma. Es en esos días cuando quiere llamar la atención para que la contemplemos y la notemos. Para que veamos que nos envuelve.
En los días de viento, la Tierra hace bailar a los árboles ofreciendo un espectáculo digno de la mejor compañía de danza. Unas ramas son como largos brazos extendidos moviéndose de un lado a otro con las manos abiertas, como haciendo ofrendas o señales al cielo, que le contesta con un azul intenso en el que traslada y estiliza el blanco algodón de las nubes, convirtiéndolo en una especie de cinta de velo, como si fuera el decorado de un escenario que se mueve y todo ello con el toque verde y el continuo vaivén de las primeras hojas de primavera que apenas acaban de nacer y que son el vestido, el tutú del árbol.
Otras ramas, las de las palmeras, flexibles y elegantes, se deslizan como los dulces brazos de una bailarina cuando imita a un pájaro, subiendo y bajando con el movimiento suave y ondulado de una ola o de las alas de un albatros. Parecen un ave que intenta volar estando pegada al suelo o que se exhibe en su ritual de apareamiento. Toda una lección de elegancia.
Y juega la Naturaleza, en los días de viento, con la arena de la playa, levantándola y haciendo con ella dibujos en el aire, en una espontánea niebla de tonos dorados. Y también se divierte con el mar, volviéndolo rizo y salpicando el añil con pinceladas blancas, de esas que utiliza el pintor para dar brillo a los colores. Se convierte entonces el mar en una escarola en movimiento con todos los tonos de azul iluminados por el Sol y el color de la nieve en las crestas de las olas. Es como si cogieras un puñado de las serpentinas que producen las máquinas destructoras de papel de una oficina, con colores azulados mezclados con confeti blanco y lo movieras continuamente en el aire o lo lanzaras al viento.
Una perfecta y armoniosa combinación de agua y espuma danzando, observada atentamente por los juncos de la orilla que, anonadados por la escena, se contornean coordinados al unísono, de un lado a otro, como si hicieran una ola igual a la que realiza el público para expresar su júbilo, en un estadio donde se reúnen miles de personas.

ImagenFinalmente, al atardecer, como culminación de todo este espectáculo, pinta la Tierra el cielo de toda la gama de colores que van desde el amarillo hasta el rojo más intenso y brillante, ese que tienen las amapolas en primavera cuando las ilumina el Sol, pasando por todos y cada uno de los naranjas posibles, esos que van surgiendo y cambiando de forma espontánea y sin repetirse en las llamas de un fuego cuando arde con intensidad. Esos. Y todo ello dibujado con trazos de todas las formas jugando con la perspectiva y la inmensa profundidad del horizonte. Tan impresionante como la más elaborada y perfecta obra de arte. Insuperable.

Imagen

Eso es, para mí, un día de viento. Un regalo de la Naturaleza para los ojos, para los sentidos y para el alma. Un regalo como esos de amistad que te llenan las horas de sonrisas y tranquilidad. Eso es.

Imagen

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Días de viento

  1. MSanchez dijo:

    Bello retrato con palabras. Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s